Tratamiento estrías

Mesoterapia silicio + Carboxiterapia

Las estrías son esas marcas alargadas de la piel, que se producen cuando ésta se tensa y destensa muy rápidamente, como ocurre en los embarazos o ante cambios rápidos en el peso. La tensión excesiva sobre las fibras elásticas de la dermis provoca que se rompan, dejando esas desagradables huellas.

En Clínicas de Medicina Avanzada aplicamos una combinación de técnicas médicas para solucionar el problema de las estrías y devolver a la piel su aspecto uniforme, saludable y sin marcas de ningún tipo: Un tratamiento mixto de Mesoterapia con silicio orgánico y carboxiterapia.

Mesoterapia con silicio orgánico

El silicio es un elemento esencial para la formación de las fibras cutáneas. Al ser aplicado mediante microinyecciones bajo la capa dérmica, con la técnica de la mesoterapia, se consiguen optimizar las condiciones para que el propio organismo cree nuevas fibras estructurales, reafirmando la zona tratada. De alguna manera consiste en nutrir la piel proporcionándole la sustancia que necesita para construir su estructura fibrilar.

La mesoterapia con silicio orgánico es un tratamiento que puede aplicarse solo o asociado a otras actuaciones clínicas que sean compatibles, como la carboxiterapia, que supone un complemento ideal, al añadir al silicio las ventajas del dióxido de carbono.

Acaba con la flacidez

Tratamiento eficaz sin contraindicaciones

La sesión de mesoterapia con silicio orgánico tiene una duración aproximada de 20 minutos, si se completa con una sesión de carboxiterapia la duración total es de una hora.

Esta combinación resulta especialmente eficaz en tratamientos contra la flaccidez y para combatir la celulitis flácida en cualquier zona del cuerpo.

Nuestro equipo médico, tras estudiar cada caso particular, decide los puntos de inoculación. las respectivas dosis que mejor le van a cada paciente y el número total de sesiones que serán necesarias para eliminar por completo las estrías.

Carboxiterapia

La carboxiterapia es un procedimiento de la medicina estética, mínimamente invasivo, muy seguro y que no conlleva ningún tipo de riesgo o complicación.

El tratamiento consiste en la aplicación de microinyecciones de CO2, de un tipo especial: medicinal y anaeróbico con una pureza del 99,9 %.

Como resultado de la aplicación del dióxido de carbono, a nivel subcutáneo, se produce una mejora notable en la microcirculación, se estimula la formación de fibras de colágeno y se favorece el aumento del espesor de la piel. Esto proporciona de inmediato mejoras en el tono y la elasticidad de la piel.

El CO2 facilita una superior velocidad de flujo sanguíneo y conseguirá abrir capilares que antes del proceso, se hallaban cerrados.

Es un tratamiento sencillo, indoloro y que no presenta ni contraindicaciones, ni efectos secundarios, el paciente realiza su vida normal desde el mismo momento en que finaliza la sesión, simplemente es aconsejable usar protector solar en caso de exposición prolongada al sol.

1ª Consulta GRATUITA

Valoración sin compromiso

91 485 35 87